10 consejos para comprar lupas y lámparas frontales

Lupas y lámparas frontales: ¿cuáles son los criterios de selección?

Las lupas binoculares se usan por ejemplo en la odontología, la cirugía, la dermatología, la otorrinolaringología y la medicina veterinaria. En combinación con lámparas frontales, les facilitan a los médicos la realización de un trabajo más preciso, puesto que unas buenas lentes de precisión permiten ver hasta los detalles más pequeños. Las lupas y las lámparas frontales se pueden llevar puestas en unas gafas lupa o bien con una cinta craneal, dependiendo de las preferencias personales.

Muchos médicos que han encontrado un par de lupas de aumento ideales para ellos ya no se imaginan trabajar sin ellas. Se convierten en una «herramienta estándar» en su trabajo cotidiano. Sin embargo, a diferencia de la mayoría de los demás productos sanitarios, las lupas están diseñadas para amoldarse a un individuo y a su posición de trabajo específica. Por ello, se debe conceder una gran importancia a la selección de la configuración correcta de sus propias lupas binoculares a fin de garantizar que le permiten trabajar con la postura correcta.

Lupas

En función de cada aplicación, hay criterios clave que se deben tener en cuenta a la hora de seleccionar una lupa binocular adecuada: aumento, distancia de trabajo nominal, ángulo de inclinación y calidad de la óptica. Todos estos factores deben conducir a una visión perfecta y a una mejor ergonomía durante el trabajo.

Consejo n.º 1: Elija el aumento correcto

Por regla general, el mayor aumento no siempre es necesariamente el mejor. Los aumentos menores permiten una mejor coordinación entre el ojo y la mano. Esto también facilita las cosas a la hora de trabajar eficazmente con la lupa, puesto que un aumento menor conlleva un mayor campo de visión y una profundidad de campo más grande.

Cualquiera que no haya trabajado nunca con lupas debe empezar sin duda con un aumento de 2,5x, ya que es la forma más sencilla para los principiantes a la hora de acostumbrarse a trabajar con una vista magnificada.

He aquí los aumentos que se usan habitualmente para las correspondientes aplicaciones médicas:

Especialidad Aumento Campo de aplicación
Otorrinolaringólogo 2.5x Diagnóstico y tratamiento de nariz y oídos
Cirugía 2.5x, 3.5x, 4.0x Cirugías reconstructivas y plásticas, trasplantes, suturas de heridas
Oftalmólogo 2.5x Operaciones reconstructivas y plásticas como la blefaroplastia
Dentista 2.5x Restauraciones, implantología, procedimientos quirúrgicos periodontales y también durante la limpieza dental
Dentista 3.5x, 4.0x Restauraciones en detalle, p. ej. preparación de márgenes
Dentista 6x Endodoncia
Medicina veterinaria 2.5x Limpieza de la cavidad oral, operaciones en el tracto urinario

Consejo n.º 2: Seleccione su distancia de trabajo nominal individual

El término «distancia de trabajo nominal» se refiere a la distancia desde el ojo hasta el área de trabajo en la que se hace visible una imagen nítida. Por ejemplo, las personas de mayor estatura que trabajan de pie necesitan una distancia de trabajo nominal mayor que las personas más bajas que realizan las operaciones o las exploraciones en posición sentada. La distancia de trabajo nominal se puede medir fácilmente con una cinta métrica (distancia desde el ojo hasta la zona de trabajo óptima).

Distancia de trabajo nominal con lupas binoculares de HEINE: 340, 420 y 520 mm

Consejo n.º 3: Para una postura de trabajo ergonómica, asegúrese de encontrar el ángulo de inclinación correcto

Este término se refiere a lo «empinada» o «plana» que puede colocar la óptica al llevarla puesta. El ángulo de inclinación ideal es aquel en el que el usuario mantiene una postura vertical y relajada del cuello y la espalda sin producir una tensión excesiva. Varía en función de la envergadura del usuario y su posición de trabajo (sentado o de pie).

Algunos proveedores ofrecen lupas con un ángulo de inclinación ajustable. Es importante que el ángulo se pueda ajustar lo suficientemente «empinado», como es el caso con las lupas de HEINE.

Una postura cómoda y ergonómicamente correcta se consigue adaptando perfectamente al usuario la distancia de trabajo nominal y el ángulo de inclinación. Además, una buena postura es probablemente la mejor forma de prevenir dolores en el cuello y la espalda.


 

Lupas TTL: adaptadas al usuario pero no muy flexibles

Una serie de fabricantes ofrecen lupas TTL (Through-the-Lens), en cuyo caso las lupas van incorporadas a las lentes. Estas gafas deben adaptarse con precisión al usuario en el momento de su adquisición. Normalmente no pueden ser usadas por otras personas debido a los ajustes individuales de la distancia interpupilar. Las lupas binoculares como las de la gama HEINE HR y HRP permiten el ajuste individualizado de la distancia interpupilar, con lo que se pueden adaptar a diferentes usuarios.

Al igual que se necesita ajustar la silla a lo largo de la jornada, si se dispone de un par de lupas que ofrecen la posibilidad de ajustar el ángulo de inclinación esto significa que siempre se trabajará con la postura idónea, independientemente del procedimiento. Las lupas de HEINE lo permiten gracias a su diseño flexible en comparación con las lupas «TTL» fijas, que le restringen a una única posición.

Consejo n.º 4: Calidad de la óptica

Merece la pena comprar una óptica de alta calidad. Entre otras cosas, permite un aumento nítido sin gradientes de color indeseados en los límites del campo de visión (efecto arcoíris).

- HEINE HR: ópticas acromáticas de alta resolución con excelentes propiedades ópticas.

- HEINE HRP: ópticas prismáticas de alta definición con excelentes propiedades ópticas para un aumento de 3,5x y superior.


Lámparas frontales

Siempre que la iluminación existente no sea suficiente, es recomendable extender las lupas con una lámpara frontal. Al seleccionar una lupa, los factores más importantes son la calidad de la luz y la orientación de la fuente de iluminación en relación con la lupa binocular.

Consejo n.º 5: Orientación de la fuente de iluminación

La lámpara craneal debe estar alineada coaxialmente con las lupas, es decir, que la fuente de iluminación y las lupas deben encontrarse sobre un eje común hacia el campo de visión. Así se garantiza que la lámpara craneal ilumina el campo de visión óptimamente y no arroja nunca una sombra.

Las lupas de HEINE, por ejemplo, permiten ajustar individualmente el eje de la luz respecto al eje de la lupa y, en consecuencia, generan una alineación perfecta en función de las preferencias personales.

Consejo n.º 6: La calidad de la luz marca la diferencia

Los ledes de alta calidad permiten una reproducción cromática prácticamente natural, similar a la de la luz del día. Los ledes de bajo coste que se usan frecuentemente dan lugar a una proporción demasiado alta de azul en el espectro y falsifican la impresión natural de los colores. Es esencial para un trabajo correcto la iluminación brillante del campo de visión que represente todo el cono de luz con un brillo homogéneo y sin sombras hasta el borde. El factor decisivo es la calidad de la iluminación y no un valor de lux concreto.

Los instrumentos de HEINE están equipados con LEDHQ para una reproducción cromática extremadamente alta en el campo de visión.

De izquierda a derecha: sin luz y sin aumento, con un producto comparable de la competencia (con iluminación y con aumento), con lupas binoculares HEINE 2,5x y LoupeLight2

De izquierda a derecha: sin luz y sin aumento, con un producto comparable de la competencia (con iluminación y con aumento), con lupas binoculares HEINE 2,5x y LoupeLight2

Consejo n.º 7: Fuente de alimentación/Batería: práctica y fácil de limpiar

Para lupas con iluminación sobre gafas lupa, se usa habitualmente como fuente de tensión un pack de pilas que se conecta con un cable. Pilas ligeras y compactas que se pueden llevar puestas cómodamente sobre el cuerpo sin restringir la libertad de movimiento. Muy práctico en el trabajo cotidiano: un indicador del nivel de carga fiable y un ajuste de luminosidad flexible para una adaptación óptima de la intensidad luminosa deseada. Por último, pero no por ello menos importante, el pack de pilas debe ser fácil de limpiar.

Para combinaciones de lámparas frontales y lupas que se llevan puestas sobre una cinta craneal, existe una gama más amplia de fuentes de tensión para la iluminación. En función de las preferencias personales y la frecuencia de uso, se puede elegir entre el suministro de tensión sencillamente mediante un cable, packs de pilas para llevar puestos o soluciones inalámbricas con un pack de batería en la cinta craneal.

Aunque hay disponible a un precio inferior una conexión de cable con transformador enchufable, la solución de pila ofrece sin duda más flexibilidad y confort, mientras que la solución inalámbrica ofrece la máxima libertad de movimiento.

Pequeño, ligero y equipado con un cable robusto. El HEINE mPack mini se caracteriza por un tiempo de funcionamiento de hasta 9 horas.

Máxima libertad de movimiento y alto nivel de confort. El ML4 LED con mPack UNPLUGGED presenta un control progresivo de la intensidad luminosa y un indicador del estado de carga.

Consejo n.º 8: Cómo llevarla puesta: gafas lupa o cinta craneal

 

a)  Gafas lupa (S-FRAME)

Unas gafas lupa sin complicaciones son adecuadas para la mayoría de las aplicaciones con las que también se puede combinar una lámpara frontal. Las gafas lupa se pueden poner y quitar rápidamente en función de las necesidades a lo largo de la jornada. Sin embargo, es importante que las gafas lupa ofrezcan un ajuste cómodo y que no resbalen durante el trabajo. El S-FRAME de la HEINE LoupeLight2, por ejemplo, ofrece almohadillas suaves ajustables para la nariz con una superficie grande que garantiza una buena distribución del peso. La cinta de sujeción fijada en las patillas ajustables de las gafas permite una distribución del peso aún mejor y un ajuste cómodo y seguro.      

Muy práctico con la HEINE LoupeLight2: la función «flip-up» (volteo hacia arriba) permite girar las lupas hacia arriba mientras se deja la luz en su posición. Esto le permite al usuario alternar sencillamente entre vistas con aumento y sin aumento sin dejar de contar con la iluminación.

¿Ametropía? – Hay disponible una montura de corrección «clip-in» para gafas graduadas en algunos modelos, como el HEINE S-FRAME. 

 

b)  Cinta craneal

Las lupas binoculares que se llevan puestas con una cinta craneal resultan útiles para operaciones o tratamientos prolongados. Se debe prestar atención a que el ajuste sea correcto y hay que adaptar bien las opciones en cuanto a circunferencia de cabeza y altura, además de usar un acolchado cómodo. Un ajuste cómodo y estable permite trabajar con concentración y sin que se resbale el aparato.

¿Usa gafas? Con la solución de cinta craneal, tiene la posibilidad de seguir llevando puestas sus gafas habituales.

  • «Cabe destacar especialmente la comodidad al llevar puesto el equipamiento de cabeza, puesto que permite un nivel de ajuste y amortiguación muy bueno en comparación con otros fabricantes. La adaptabilidad también es extremadamente cómoda, puesto que destaca por su ligereza».

    El Dr. Timm Schmidt-Mertens, cirujano de la mano en el hospital Marienkrankenhaus de Hamm, opinando sobre la lupa binocular HEINE HR con cinta craneal en combinación con la lámpara frontal HEINE ML4 LED

 

Consejo n.º 9: Configure el aparato para un ajuste perfecto

Merece la pena configurar una lupa binocular para que se adapte en todos los sentidos y prestar atención a una óptica de alta calidad y una excelente mano de obra. En efecto, la exactitud del ajuste influye considerablemente sobre el resultado del tratamiento y el bienestar del portador. El principio modular de HEINE le permite personalizar su lupa binocular.

Consejo n.º 10: Accesorios que facilitan las cosas

Filtros de polarización

Utilice filtros de polarización para reducir los reflejos.

Están disponibles a modo de opciones adicionales para algunas lupas y lámparas frontales. Los filtros de polarización incrementan el contraste y minimizan los reflejos. También permiten una mejor visualización de las venas, puesto que las capas de piel superiores se hacen más visibles.

Filtros amarillos

El filtro amarillo reduce la luz azul. Para aplicaciones en el ámbito de la odontología se puede usar un filtro amarillo que evita un endurecimiento prematuro de los materiales compuestos.

Palancas esterilizables

Algunas lupas se pueden voltear hacia arriba sin tener que quitarse toda la montura o cinta craneal. Esto permite un cambio rápido entre la vista con aumento y la vista normal, por ejemplo para interactuar con un paciente. Las palancas esterilizables que permiten accionar esta función se pueden retirar y de esta forma el usuario evita tocar la lupa durante un procedimiento.

Montura de corrección «clip-in»

Muchos proveedores permiten integrar gafas graduadas, a menudo usando monturas de corrección «clip-in». Pueden no ser necesarias para ametropías menores de +/-1 dioptría, puesto que la visión del usuario se corrige simplemente incrementando o reduciendo un poco la distancia de trabajo nominal. Sin embargo, si tiene usted una ametropía considerable, es recomendable usar gafas graduadas.

Cinta de sujeción para gafas lupa

Una cinta de sujeción fijada a las patillas de las gafas y apretada detrás de la cabeza ofrece una mejor distribución del peso, un ajuste seguro y más comodidad.

Una pregunta rápida. Gran ayuda.

Nos gustaría adaptar nuestro sitio web aún mejor a nuestros visitantes. 
Por favor, indique su campo de actividad:

La información proporcionada se tratará de forma confidencial y de acuerdo con la política de privacidad.